Canadá, ¿el hogar de los nómadas digitales?

Programa especial para trabajadores extranjeros autónomos

Son tiempos de teletrabajo y de trabajo autónomo en todo el mundo. Con la pandemia de COVID-19, cada vez más trabajadores han optado, por elección o por obligación, por el trabajo a distancia. Hoy en día, el nomadismo digital es mucho más que una moda que está de moda en Instagram, se ha convertido en una verdadera trayectoria profesional, una forma de vida. Un número cada vez mayor de autónomos con mentalidad empresarial deciden crear sus propios puestos de trabajo y trasladarse a regiones que les inspiran. Pero antes de dejarlo todo, tienen que saber que no se instala una tienda en cualquier sitio sin un mínimo de planificación y autorizaciones.

Nómada digital: un proyecto de vida

Trabajar por cuenta propia en el extranjero no es turismo. Es un trabajo. Incluso a distancia, hay trabajo que hacer, mensajes que responder, clientes que satisfacer, requisitos financieros y fiscales. Por eso es mejor organizarse seriamente antes de empezar.

Algunos lugares son mejores que otros para establecerse y trabajar. Está el clima, por supuesto, pero también la comodidad, la calidad de las conexiones de internet y telefonía, la proximidad de los grandes centros, las oportunidades de establecer redes profesionales, la facilidad de integración…

Muchos autónomos sueñan con trasladarse a países como Canadá. Es posible hacerlo de inmediato… pero únicamente durante unos meses. En efecto, siempre que un trabajador extranjero que visita Canadá trabaje unas horas a la semana a distancia para un empleador fuera de Canadá, sin tener ningún vínculo con empresas o clientes canadienses y sin dejar de percibir su salario en el extranjero, puede hacerlo. Sin embargo, deben salir de Canadá antes de que expire su estatus de visitante. No obstante, si la actividad del trabajador extranjero compite con el mercado canadiense, ya no puede ejercerla sin un permiso de trabajo. 

Canadá abre los brazos a los autónomos

Canadá ofrece atractivas opciones para los trabajadores autónomos que deseen inmigrar.

Por ejemplo, el Programa de Autónomos de Quebec permite a los inmigrantes cualificados obtener la residencia permanente. Este programa, poco conocido, está destinado a los solicitantes que crean sus propios puestos de trabajo o que trabajan por cuenta propia.

Algunas cosas importantes que debe saber para poder acogerse al programa de autónomos.

  • El solicitante debe hacer un depósito de $50,000 CAD o más si tiene su sede en Montreal, o de al menos $25,000 CAD dólares canadienses para las regiones fuera de Montreal.
  • Antes de llegar, el candidato, solo o con su cónyuge, debe demostrar que tiene un patrimonio de al menos $100,000 dólares (esto incluye inversiones, bienes inmuebles, negocios, etc.).
  • Se requiere un mínimo de dos años de experiencia como autónomo. Sin embargo, no es necesario que los dos años sean consecutivos. Es necesario poder demostrar el trabajo por cuenta propia mediante facturas, declaraciones fiscales o cualquier otro documento.
  • Por último, el solicitante debe ser capaz de demostrar su capacidad para convertirse en autónomo con éxito, gestionar su trabajo, proporcionar su propio equipo, planificar sus contratos y generar ingresos suficientes o, al menos, ser capaz de demostrar que podrá cubrir las posibles pérdidas.

La vía de los trabajadores autónomos todavía no es muy conocida. Si quieres saber más sobre los pasos a seguir, busca el asesoramiento de expertos que te ayuden a darle sentido.